Avalanche Sharks (2013) de Scott Wheeler



La tiburonóloga de guardia en McFlynoeraungallina no se ira de vacaciones navideñas, no la dejamos. Disfruten de una de sus excéntricas y divertidas reseñas; esta vez le toca el turno a... Avalanche Sharks

Llegan las navidades, esas fiestas tan cínicas, hipócritas, hiperconsumistas y de soportar a ese familiar inflanarices que el resto del año lo estrangularías con sus propias tripas, todo muy bonito, muy alegre, muy nevado y claro, los tiburones no podían faltar a la cita y con esta cinta vamos sobrados de esas sardinas, en este caso creo que son 5 o 6, con una piel reptilesca… Y no, no es una peli Asylum, pero se le parece.

Empezamos con dos snowboarders gilipollas hablando de lo duras que se les ponen las pollas viendo señales de prohibición (aquí ya muestra el cáliz en cuanto al sexo del resto de la cinta), mientras uno de mantenimiento de las pistas "bombardea" una parte de la montaña vaya usted a saber con qué fin, momento en que unos ¿Tótems? caen, brillan y aparecen las primeras sardinas reptilescas, jamándose a los dos gilipollas.

Nos trasladamos a un lugar sin nieve, pero con un maniático del orden milimetrado y dos chicas, ambas rubias, una de ellas superficial y que dice que para lo único que va al Resort es para ligarse a tíos ricos y superficiales que le quieran por el cuerpo a cambio que le compren cosas (aquí ya empieza a pincelar que para los guionistas, las mujeres somos una putas, mensaje que se repetirá a lo largo de la cinta varias veces).
Volvemos a la montaña nevada donde la protagonista femenina hace gala de otro manido estereotipo machista; "yo me he mantenido solita estos meses, así que como tú eres el macho me montas y me mantienes tú" (repitiendo las alusiones de la superficial antes mencionada).

Hoguera, alcohol, gilipollas borrachos, noche, todo augura una preciosa masacre, pero… llega el típico viejo loco que advierte que ¿Escroto? (el espíritu de la montaña) va a matarlos a todos y que va a haber una riada de sangre, no en ese momento a pesar de la idoneidad de la situación. Un niñato sigue al loco y le pregunta, se aleja de la seguridad, llega una sardina y se lo jala. La prima del muerto por ir en solitario lo busca, y el jefe del resort le dice; "Nada se ha encontrado con una conejita que le ha dado problemas, porque claro, aquí todas sois unas zorras".

Pareja está recorriendo el paisaje y ella se va quejando que él sólo quiere birras y sexo, que su relación es un bodrio, porque él se queja de estar andando… entonces ella tiene una genial idea; "Si me acompañas follamos" (Que te acabas de quejar de eso mismo, pero, ale, adelante), él la sigue con el nabo al rojo vivo, pero le dice la tía dime que me amas, él no se lo dice y al minuto se la jalan los tiburones reptilescos.

Los vigilantes de las pistas dicen al "cherif" que detengan al loco, que va a arruinar la temporada, lo dejan con él y le explica lo que hay, no le cree, pero la novia del "cherif" (como 20 años más joven) le dice que miré un expediente, en él hay un dibujo de un tiburón de la nieve y entonces ella le cuenta la lacrimógena historia que a sus padres se los comió hace 25 años esos mismos bichos y por eso se hizo bióloga y que el loco le salvó la vida… (teoría más que cogida por los pelos, pero no explica cómo se los quitaron de encima).
Para la siguiente muerte, casi lo mejor es remitirme a esta canción: https://www.youtube.com/watch?v=xhrBDcQq2DM (muerto por amor, no por gilipollas).

Avisan al alcalde de los tiburones de la nieve, se muestra escéptico, se ríe y dice que no le sale de los huevos cerrar las estaciones de esquí por cinco desaparecidos que estarán follando por ahí… que para eso se hacen estas festividades. (topicazo mil veces usado; avisar al alcalde significa que a éste le sude la polla y piense que el dinero vale más que las vidas)
El maniático del orden le explica a una tipa en el teleférico la leyenda del lugar (Atención TOPICAZO); el hombre blanco empezó a diezmar a los nativos y los llevaron al exterminio en lo alto de la montaña, exterminándolos menos (qué curioso) al chamán de la tribu, que clamo a Escroto que le mandase a la venganza para matarlos, los tiburones se comieron a todo hombre blanco.

Tipa por la que se pelean dos energúmenos en celo propone zanjar la disputa "a lo macho", una carrera y el que gane podrá abrirla de piernas, total, ella sólo es un cachocarne para satisfacer las ansias sexuales de los machos… ¿no? (realmente creo que los guionistas son unos machirulos piensapollas que piensan que todas las mujeres nos regalamos a machos alfalfa). Se la comen cuando el "ganador" va a por su "trofeo".

Mientras el protagonista masculino agarra a un tío para decirle que o para el teleférico o lo desmenuza, la novia intenta calmarlo, él ni corto ni perezoso le da un codazo a ella en toda la boca, ale, como si nada… ¿lo próximo qué será? (He visto alguna peli machista, pero esta se lleva la puta palma).
Una asiática que casualmente en las escenas que aparece no entiende ni papa de inglés, causa, sin querer, una nueva avalancha, con lo cual los tibus llegan a la estación, causando muertes por doquier, entre ellos el "Cherif" (me caía mejor que el machoalfalfa del prota masculino), hieren al jefe de socorristas de la estación, pero no lo matan, ya que lo usan como cebo para comerse al resto, no consiguen su objetivo y comienzan a hostiar la cabaña, momento en que las tías salen por patas quedándose el macho-alfalfa, al cual parece que se lo van a comer, peeeero… la asiática que casualmente está donde los totems que cayeron está recolocándolos y le salva por el pelo del ojete de una gamba y va recolocándolos, aunque no salva al capullo del guardapistas, ni a la prima histérica del capullo solitario, ni al viejo loco, recoloca todos los totems y se va… ¿Y ésta cómo coño sabía que tenía que hacer eso si ni es nativa? Total, quedan vivos el machoalfalfa, la novia y la bióloga y todo porque una asiática que "pasaba por allí" casualmente recoloca los Totems…



¿Apreciación? Unos agujeros de guión más grandes que el culo de mi cuñado (aunque no tan peludos por suerte), diálogos de besugo con mixomatósis, producto para ver una y no más, que ya he tenido que enterrar demasiadas neuronas, personajes planos, vacíos y superficiales (y por qué no decirlo un tanto gilipollas), con un toque rancio de un machismo que dan ganas de cortarles los huevos a los guionistas.

En fin una puñetera bazofia sólo para gente que no quiera usar una neurona siquiera y que es más mala que un tumor en los huevos.

Comentarios