RINCÓN SURFERO CANÍBAL: Especial Halloween: Halloween III Season of the Witch (1983)


Delicia sin Michael Myers


El día de la bruja... Tercera entrega de la saga iniciada por el maestro John Carpenter cinco años atrás. Entrega por otra parte bastarda, pero no bastarda como las italianadas de la época no, sino por que poco o nada tiene que ver con la obra de Carpenter, aunque este mismo produzca. Incluso como casi todos sabréis el psychokiller alma máter de la saga Michael Myers no aparece en el film. Es por eso que se trata de una peli denostada y maltratada por el fandom generalizado y muchos os preguntaréis ¿como se atreve a reseñarla? Pues por que es brutal.


Contiene ese halo ochentero que tanto mola y una atmósfera de pesadilla desde el primer hasta el último fotograma que combina a la perfección con esa banda sonora. Esa banda sonora... espeluznante. Por no hablar del pegadizo ritmo de promoción de las malignas máscaras de la película... todo un acierto. Es verdad que al principio sorprende un poco y según avanza el film te vas preguntando que fue de la historia de las dos primeras partes, donde se ha metido el bueno de Myers, que pasó con Jamie Lee Curtis... y la sensación de "WTF" te invade. Pero poco a poco la historia que se nos plantea consigue abstraerte y que te centres solo en ella, que es por otra parte muy aprovechable.


Cuenta como un maníaco propietario de una fábrica de juguetes crea unas máscaras exclusivas para halloween; una calabaza, una calavera y una bruja radioactiva. Convertidas en pocos días en fenómeno mediático, estas máscaras convertirán el alma y los cuerpos de los niños que las lleven puestas en siniestros seres diabólicos que no harán sino sembrar el terror entre los que se crucen en su camino. El film te va preparando para el acontecimiento final durante varios días antes de la noche de brujas, nutriéndose como digo del spor pegadizo que va anunciando los días que quedan para que llegue la festividad. Un médico padre de familia (visionarios) se huele la tostada e investiga por su cuenta junto con la hija de un tipo que murió en extrañas circunstancias en el hospital.


Alejada completamente del esquema de los slashers, algo que no es ápice para que la cinta no sea disfrutable, ya que está hecha con todo el cariño del mundo hacia el género. Por echarle algo en cara, tiene un final bastante marciano, tal vez en exceso y que desentona con el ritmo que hasta entonces tenía la película. No, no sale Myers. No, no es un slahser. No, continúa la historia del film original. Pero eh, si que es gozosa y divertida, además de ser completamente recomendable de ver, como no, en estas fechas.

Feliz Halloween a todos.

Comentarios