Confirman la identidad de Jack "El Destripador"



125 años después uno de los casos más célebres de todos los tiempos parece haber sido resuelto gracias al ADN.
Sin duda los crímenes de Jack el Destripador que tuvieron lugar a finales del Siglo XIX ha sido uno de los grandes casos sin resolver de la historia... hasta ahora.

Y es que gracias al ADN se ha confirmado que Aaron Kosminski, un peluquero polaco (y uno de los principales sospechosos de la época), fue la persona que cometió los crímenes en el distrito de Whitechapel.

Un empresario compró en una subasta en 2007 un pañuelo perteneciente a Catherine Eddowes, la segunda víctima de Jack el Destripador. Este hombre entregó el pañuelo al doctor Jari Louhelainen, un experto en analizar pruebas genéticas de crímenes históricos.

El doctor consiguió extraer ADN del pañuelo que contenía sangre de la víctima (verificada gracias a un estudio genético de sus descendientes) y semen del asesino, que coincidía con el ADN de Kosminski.

De este modo se pone punto y final a un caso que llevaba más de 125 años abierto y que ha tenido todo tipo de hipótesis, alguna apuntando a la mismísima realeza británica.

Comentarios