RINCÓN SURFERO CANÍBAL: Escape from Tomorrow (2013)


Inteligente y perversa sátira anti-corporativista


Como ya reconocí en su momento, me chiflan los parques de atracciones, dignos de disfrutar sobre todo durante el summer time, estos recintos consiguen, si te lo propones, que desconectes de tu vida diaria y te veas inmerso en el mundo que se te propone. Pero ahora bien, eso no significa que siempre sean una experiencia satisfactoria, ya que se puede truncar a la más mínima, sin avisar y en cuestión de décimas de segundo. "Escape from Tomorrow" se encarga, mediante surrealismo adulterado de reflejar esta situación poniendo como protagonistas a un cuarteto modelo que suele frecuentar parques temáticos como, por ejemplo en este caso, Disneyword



Una familia americana de clase media, aparentemente feliz, de vacaciones idílicas con su parejita de pequeños demonios hiperactivos. A la cabeza un padre de familia embobado, que alucina con adolescentes parisinas de largas piernas (que, por otro lado, perfectamente podrían ser sus hijas) y una madre histérica a la que no le convence en absoluto ningún plan ni situación que se la plantee.

El día ya empieza fatal, antes incluso de entrar al parque, cuando el padre recibe una llamada de sus superiores para comunicarle que ha sido despedido. Sin saber como ni por que, el film te absorbe desde un inicio clandestino, para que una vez que la familia accede al mundo Disney comience la comedia absurda y surrealista que es, narrada desde un punto de vista pesadillesco, sobre todo para el protagonista de la cinta. Surrealismo que en un principio está camuflado, y que estalla pasado el ecuador del film. Entre tanto, se nos presenta una atmósfera disneyficada por completo, que poco a poco va desmitificando el proyecto de felicidad eterna familiar del que te intentan convencer en lugares como Disneyworld. 




Entre los sueños y visiones macabras que atormentan al padre de familia, (que difícilmente se pueden distinguir de la realidad de nuestro protagonista en varias ocasiones), heridas de los críos por descuidarlos, seguimiento continuo por todo el parque a jóvenes de buen ver, indigestión intestinal e incluso la pérdida de uno de los hijos se hace alusión de culpabilidad a la gran corporación como culpable de todos los males y desgracias habidas y por haber.


El film está grabado en blanco y negro, a mi juicio, una clara referencia a la antítesis del colorido mundo de Disney y de su falsa felicidad prefabricada. El universo Freud también esta de un modo u otro presente en la cinta, de tal manera que podemos observar claras reminiscencias en el acercamiento y la complicidad que se dan entre madre/hijo, padre/hija. 

El último tercio del film, es una ida de olla total. Caos sobre caos. Será difícil de digerir para un  sector concreto de la audiencia, ya que se convierte en una serie de fantasías muy personales y en las que de nuevo, vemos animadversión hacia la gran empresa patrocinadora.



Por último añadir, que "Escape from Tomorrow" fue rodada a modo guerrilla, es decir sin la aprobación de los parques Disney, en Florida y California respectivamente para grabar en su interior, polémica manera de la cual un servidor sabe algo y en la que los planos prácticamente tienen que salir a la primera. Algo gamberro pero meritorio.

En resumidas cuentas, una obra maestra del low-cost, un film delirante que termina antes de que te lo esperas. No es recomedable al un público generalizado pero si a aquellos que busquen nuevas y reconfortantes experiencias audiovisuales.

Comentarios