Retrocrítica: La parada de los monstruos (Freaks)

Esta película era junto a las de Freddy una de mis torturas favoritas cuando era pequeño, puesto que no podía verla más de cinco minutos seguidos sin taparme los ojos, para que acto seguido volviese a ver la pantalla. Podría ser un cagueta, no lo niego, aunque nunca me iba de la habitación en la que estaba puesta hasta que terminaba. Masoquista que es uno.
Con el tiempo he ido cambiando de opinión en relación a esta película, y donde antes había miedo ahora solo puede encontrar respeto o incluso tristeza hacia los (mal) llamados freaks de la película. Ellos podrían ser de lo más inquietantes, como ese "Gusano humano" que se enciende un cigarro con la boca (en una escena en la que me quedo a cuadros siempre que la veo), pero no hay nada peor que los "normales": los verdaderos monstruos de la cinta.
Sí, estoy de acuerdo en que lo dicho en el párrafo anterior suena a tópico, y que mil películas anteriores o posteriores tienen la mismo temática (desde la Bella y la Bestia en adelante), pero eso no quita para que los villanos de la historia sean de lo más repugnantes: Una pareja, una mujer de belleza maligna y un forzudo sin seso alguno, que se muestran codiciosos y oportunistas desde el principio, y van cambiando a lo más rastrero que uno se puede encontrar, incluso a punto están de envenenar a Hans el enano para poder quedarse con su dinero. Sobra decir que ambos acaban de la peor manera posible, sobretodo la mujer, en una especie de justicia poética.
La dirección a cargo Tod Browning, padre del Drácula cinematográfico, es más que notable pese a su falta de medios, todo ello debido a la poca financiación que tuvo para este proyecto (incluso llegó a rascarse su propio bolsillo en varias ocasiones), aunque por suerte el talento le sobraba y dio como resultado esta película. Momentos como el banquete o el momento de la "cacería" final están rodados de tal forma que nos hacen olvidar que se trata de una historia con personajes que tienen alguna tara física, y vemos a las personas que son, amando, riendo, sufriendo y odiando. No tan diferentes como tú o como yo.

En resumen, una Gran película de la historia del cine. Sin más.

NOTA: 10



Comentarios